¡BIENVENIDO AL RINCÓN DE CARLOS DEL RÍO!
Soy escritor y enseño a la gente a escribir novelas y cuentos. Aquí encontrarás un curso gratuito para aprender a escribir en la sección
Cómo escribir ficción, críticas de novelas y películas (desde 2015 sólo critico las obras que me han gustado mucho), y todo lo que aprendo a medida que escribo y vivo más y más. Disfruta tu visita, y espero verte a menudo por aquí.

miércoles, 13 de septiembre de 2017

CURSO DE ESCRITURA CREATIVA EN SANTANDER

Curso de escritura creativa de Carlos del RíoEl próximo 9 de octubre dará comienzo la cuarta edición de mi curso de escritura creativa. Son los lunes de 18.30 a 21.30 en el Enclave Pronillo (C/ General Dávila, 129A), y dura de octubre a junio. Sin ningún compromiso de permanencia. Aunque lo llamo de escritura creativa, realmente es un curso para ser novelista y escritor de cuentos, así que si queréis ganaros la vida escribiendo libros de ficción, ya sabéis dónde apuntaros. Y si tenéis curiosidad por saber si esto de la escritura es para vosotros, también. Son 50€ al mes.
Para inscribirse, o para más información, escribidme a carlos@elrincondecarlosdelrio.com. Solo hay 12 plazas disponibles, a partir de 15 años. Todas las ediciones anteriores se llenaron, así que ¡corred!
El trabajo de mis alumnos ya está dando frutos. En 2017, Rubén Campo ganó el Primer Premio de Relato Breve José Hierro del Ayuntamiento de Santander; Rocío Solares el Primer Premio de Relato Corto de la Facultad de Educación de la Universidad de Cantabria, mientras que Rubén Campo quedó 3º en dicho concurso; Pilar Lorenzo ganó el Primer Premio del Certamen Internacional de Relatos Cortos sobre la Minería del Carbón en Barruelo de Santullán. María Luz Quiroga tiene un cuento publicado en la "II Antología de Relato Breve Contemporáneo", y varios alumnos están escribiendo su primera novela.
Mis cursos son eminentemente prácticos, así que vais a escribir vuestras propias historias desde el primer día. Nada de estar mirándonos el ombligo mientras comentamos lo geniales que eran los autores clásicos, que eso no sirve para aprender a ser escritor.
En las clases os explicaré algo de teoría de narrativa, y os pondré ejercicios para que la practiquéis en ese momento, y luego los pondremos en común. Y como para ser escritor es fundamental tener una rutina diaria, tendréis que escribir un cuento en casa todos los meses, que más tarde corregiremos en clase. Mis antiguos alumnos reconocen que con esas correcciones ha sido con lo que más han aprendido; no se dan cuenta, pero han aprendido por las correcciones y porque han estado escribiendo cuentos continuamente durante nueve meses.
Este curso de escritura creativa es único en Cantabria por la duración que tiene y lo que profundiza en la materia. No es un taller de unas pocas semanas para jugar a escribir, es un curso completo que forma escritores. Los primeros meses los dedicaremos a que sepáis identificar ideas que os gusten, y a construir historias que sean interesantes y tengan lógica. En los siguientes nos detendremos en cuestiones de estilo, y veremos trucos para que las escenas brillen, y varios aspectos técnicos (punto de vista, descripción, documentación); y en la última parte descubriremos cómo funciona el mundo editorial y cómo se puede ganar uno la vida como escritor.
Al finalizar el curso, recibiréis un diploma acreditativo y ya conoceréis todas las herramientas necesarias para saber escribir ficción, y estaréis capacitados para lanzaros a escribir la primera novela de vuestra carrera literaria.
  
COACHING Y PROGRAMACIÓN NEUROLINGÜISTICA
Mis títulos
Me he dado cuenta de que el mayor problema que tiene la gente que empieza a escribir es la falta de seguridad en sí misma, así que he decidido añadir al curso un poco de coaching y de programación neurolingüística.
   ¿Y qué son esas cosas que suenan tan raro?
   En su nivel más básico, el coaching es tener un entrenador personal: alguien que te motiva para seguir adelante, y que te va sugiriendo cómo hacerlo, y al que tienes que demostrar que estás haciendo el trabajo requerido. En ese sentido, incluso cuando estéis desesperados y con ganas de tirar la toalla porque os creéis que tenéis el talento literario de una marmota, os voy a decir que sigáis adelante y adelante y adelante, hasta que lo logréis. (Yo soy de los que dice "Me quitarán el teclado de mis manos muertas", así que nada de abandonar.)
   Pero el coaching también es un sistema que te permite alcanzar tus objetivos reconociendo tu forma de pensar, tus sentimientos, tu forma de comportarte, y lo más importante, cuáles son tus puntos fuertes (normalmente valemos más de lo que nos creemos), y qué saboteadores ocultos arrastras contigo que te limitan. Una vez que los identificas, dejan de tener poder y cambias.
   Y la programación neurolingüística (PNL) es un sistema que te ayuda a motivarte y llevar a la práctica, sin angustias, los cambios que quieres en tu vida. A mí me gusta decir que es despertar el efecto placebo: a tu subconsciente le dices que eres o actúas de una determinada forma (realmente es cómo te gustaría ser), y gradualmente acabas siendo de esa manera, y te atreves a hacer cosas que antes te provocaban pánico o ataques de ansiedad.
   Imaginad que queréis escribir una novela, pero no os sentís capaces. Pues gracias al coaching, sabréis cómo lograrlo (qué pasos dar, y qué recursos tenéis), y con la PNL lograréis dar los pasos que hagan falta sin miedo.
   A mí el coaching y la PNL me han cambiado la vida, y los utilizo todos los días. Me gustan tanto que me he sacado tres títulos de la American Union of NLP —Sindicato Estadounidense de PNL— : Certified NLP Practitioner —Practicante de PNL Certificado—, Certified NLP Master Practitioner —Maestro Practicante de PNL Certificado—, y Certified Life Coach —Coach de Vida Certificado—.
   Lo mejor es que una vez que aprendéis estas técnicas y veis que funcionan, las podréis aplicar a cualquier faceta de la vida. No es que vayáis a conseguir todos vuestros sueños, pero sí vais a intentar lograrlos. Se acabó lo de "No lo intento porque no me atrevo".
   Además, el coaching y la PNL son dos herramientas excelentes no solo a nivel personal, sino que ayudan muchísimo para crear personajes de carne y hueso, y lograr que las historias tengan coherencia.
   Sinceramente, si queréis ser escritores esto me parece mucho más importante que leerse "El Quijote" o "El lazarillo de Tormes".

TESTIMONIOS 
Alumnos de la tercera edición (2016-2017)
Este curso de "escritura creativa" ha cambiado para bien, mi pensamiento sobre lo que era escribir. Yo me había quedado más con la palabra "creativa" que con "escritura", ahora terminado el curso me quedo con las palabras; trabajo, insistir y persistir, escribir y seguir escribiendo.
Ahora que tengo una base teórico-práctica, un espíritu más crítico a la hora de leer, un respeto mayor aún por el trabajo de todos mis compañeros escritores y una gran motivación decido seguir por el camino de la "escritura creativa" pero con los pies muy pegados a la tierra, el camino es largo y duro pero emocionante. 
Gema Gutiérrez (Cabezón de la Sal) 

Cuando me comentaron de la existencia de un curso de escritura creativa en Santander me surgieron muchas dudas. Quizá la más importante fue si iba a ser capaz de engancharme para desplazarme de Laredo hasta allí cada lunes, pero quedó despejada a los pocos días. Carlos consigue que los conocimientos que transmite vayan calando poco a poco. Para mí fueron importantes tres aspectos: la manera de explicar la teoría con muchos ejemplos, el hacernos practicar la escritura tanto en clase como en tareas en casa, y el excelente ambiente creado entre todas las personas que asistimos. Tener la posibilidad de sus leer relatos y criticarlos, que lean tus relatos y los critiquen, y el análisis detallado por parte de Carlos hacen que uno ya no lea las cosas desde una única perspectiva. Y eso es algo que acabada enriqueciéndote como persona, y como escritor. 
Marc Torrano (Laredo) 

Todos los cursos de escritura que había mirado eran sencillos, cortos y de poca duración, ninguno me llamaba especialmente la atención, hasta que me encontré con este curso. 
Le eché un ojo al blog, me gustó lo que las otras promociones habían hecho, no se trataba de escribir por escribir mientras te decían que usases la cabeza tú solo. 
Me encontré con un curso que enseñaba a relajarse, a pensar para sacar ideas, a pasar de escribir desde cuentos hasta novelas extensas, con una base tanto teórica como práctica, técnicas, recursos, moverse por el mundo editorial, como publicar... Lo necesario para poder animarse a querer ser un escritor profesional, cosa que ahora yo personalmente estoy intentando hacer gracias a este curso. A los que lean este comentario, les animo a que se apunten porque no se van a arrepentir, aunque no estarán en la mejor promoción, que fue en la que estuve yo con mis grandes compañeros jaja. 
Alejandro Alcalde (Santander) 

Siempre había tenido necesidad de plasmar mis historias en un papel, hasta que un día te conciencias de verdad, y empiezas a teclear, teclear y empiezas a tomar sentir que esto deja de ser un hobbie... entonces es que necesitas tener una base que te ayude crear tus historias... y eso es el curso, un comienzo para saber estructurar correctamente tus historias, corregir tus fallos y descubrir tu estilo.
Además la posibilidad que otras personas lean tus historias te da un plus, porque es la forma de aprender.
El curso de Carlos es ameno, didáctico y si lo exprimes bien su jugo una de las mejores experiencias para afrontar tu carrera literaria. 
María Pilar García Pantaleón (Santoña) 

Este curso me ha servido para complementar mis habilidades de escritura con nuevas herramientas y para orientar mi pasión por escribir desde la afición hacia la profesión. Además, me ha permitido conocer a otras personas con los que compartir intereses, quienes han sido críticos lectores de mis relatos durante todo el curso, así como buenos compañeros con los que seguiré en contacto. 
Rubén Campo (Santander) 

Sé que hay mucha controversia acerca de si un curso de escritura puede servirte o no para hacerte escritor.
Aunque ya lo sospechaba antes, después del curso, tengo definitivamente claro que la respuesta es: no.
Ningún curso puede sustituir al trabajo y la dedicación profesional necesaria para conseguir hacer de la escritura precisamente eso: tu profesión.
No obstante, un buen curso, que es el que imparte un buen profesor, te va a ayudar muchísimo en esta tarea, y va a facilitarte enormemente tu trabajo.
En este sentido, si el curso de Carlos del Río no lo logra, no imagino cuál puede hacerlo.
El curso es más que amplio: es completo. Trata absolutamente todos los temas y cuestiones con los que tendrás que lidiar si quieres, no solo que algún día lo que escribas tenga calidad (de contenido y también formal), sino también que sea leído por un grupo más numeroso que tu familia y amigos.
El curso todavía aporta, por si lo anterior fuera poco, un extra más, que es la oportunidad de que tus escritos sean analizados y comentados, además de por Carlos, por tus compañeros; personas con otros gustos y criterios que van a enriquecer el tuyo.
En fin, que me siento muy afortunado de haber dado con este curso y de haber tenido estos compañeros. 
José E. del Olmo (Santander) 

Este curso me sorprendió para bien. Carlos intenta enseñar cosas tan básicas de la escritura que nadie pensaría que faltasen en ningún curso, y sin embargo lo hacen. Es gracias a él que me he dado cuenta de estas pequeñas cosas que, aún siendo tan esenciales, en general pasan por alto dando por sentado que debes aprenderlas por tu cuenta, y no es así.  Al igual que a ningún matemático se le ocurriría hacer integrales sin saber antes sumar, a ningún escritor se le debería ocurrir escribir una novela sin haber aprendido estas bases primero. 
Pero el curso de Carlos enseña más que eso, enseña a motivarse y persistir, ya que hay que ser verdaderamente persistente si uno quiere dedicarse a la escritura. Esta era quizás la parte de la que personalmente más carecía, pero tras este curso y los consejos de Carlos he salido con ganas renovadas de escribir y escribir y seguir escribiendo. 
Rocío Solares (Mortera de Piélagos)
 
Gracias Carlos por tu entusiasmo contagioso cuando se trata de escribir.    
    De tus clases he aprendido mucho, pero lo que mejor me has trasmitido son tres motivos para continuar escribiendo:
Alumnos de la segunda edición (2015-2016)
1— Una persona que quiere contar historias y que otros las lean ha de activar su imaginación cada día, esto sólo se consigue trabajando y con esfuerzo diario.
        2— La inspiración no se presenta a ráfagas, es fruto de la dedicación continuada.
    3— Escribir historias es maravilloso, pero hemos de flexibilizar nuestros prejuicios si queremos superar nuestros miedos y ser honestos con lo que expresamos.
   Gracias por tu dedicación, ni un sólo día has faltado a tus clases.

   Un abrazo.
Marta González (Santander)
 
Sabes que algo funciona, cuando deseas que no acabe. Eso es lo que me ha pasado con el curso de escritura creativa de Carlos del Río, que me hubiese gustado que no terminase, seguir acudiendo cada lunes para escuchar y participar en las clases, escribir pequeños textos aplicando las técnicas que íbamos aprendiendo y relatos más largos donde semana a semana se hacía evidente la mejoría de todos los que seguíamos el curso. Desde la primera clase donde descubrimos que sacar ideas sobre las que escribir no es tan difícil, hasta la última, en la que nos instruyó sobre cómo enfrentarnos al siempre complicado mundo de las editoriales, Carlos nos ha ido desgranando, semana a semana y de forma inmejorable todas las herramientas necesarias para que al terminar el curso seamos capaces de poder escribir hermosas historias. El curso ha cubierto con creces mis expectativas y ahora me siento con fuerzas de poder enfrentarme a lo que ha sido siempre un deseo, escribir mis novelas, eso sí, y también es algo que Carlos nos ha enseñado, si queremos ver algún día un libro nuestro en los escaparates de una librería y sentirnos de verdad escritores, solo nos queda trabajar y trabajar. Gracias Carlos, hoy puedo decir que me siento un poco más escritor que cuando comencé el curso.
Gabriel González Sopelana (Santander)
 
Gracias a este curso he reafirmado mi pasión por la lectura y por la escritura. He aprendido cosas que nunca pensé que podría llegar a aprender y nunca nadie me podría llegar a enseñar. Después de estos nueve meses, me he dado cuenta de que he cogido más soltura a la hora de abrir un Word y ponerme a escribir. Al final, lo único que cuenta es escribir, porque escribiendo es cómo se mejora.
Claudia Fernández (Santander)

Es un taller donde el profesor transmite a los alumnos que el mundo de la creación literaria es asequible para todo el mundo que tenga ganas y entusiasmo y en el que te puedes profesionalizar gracias a los conocimientos que adquirimos a lo largo del curso y con mucha dedicación al finalizarlo. 
   Su metodología me ha gustado mucho porque te va introduciendo poco a poco al complejo mundo de personajes, subtemas, temas… logrando interiorizarlo, y descubriendo cuál es tu estilo, tu voz.
Estrella Jiménez (Santander)

Un curso que te ayuda a descubrir de una manera amena y práctica las claves fundamentales para encauzar la pasión por las palabras hacia el objetivo de ser escritor. La oportunidad de compartir reflexiones con quienes poseen la misma inquietud por la literatura convierte las clases en un regalo semanal en el que la rutina queda suspendida para dar paso al disfrute. Muy recomendable para quienes busquen forjar, pulir o afinar su voz escrita logrando que las tramas fluyan con naturalidad y consigan atrapar al lector. Capítulo especial para esa propina en forma de coaching motivacional que ayuda a afrontar las inevitables crisis creativas con determinación y acierto.
Javier González (Laredo)

Valoro muy positivamente el taller de escritura al que he asistido durante el curso 2015-16. El profesor Carlos ha preparado las clases con mucho rigor y completado sus explicaciones con una amplia bibliografía. Ha propiciado un ambiente en el aula activo y dinámico y ha conseguido que los alumnos empatizaran entre ellos. Recomiendo los talleres de escritura de Carlos del Río.
Salomé Pérez (Santander)

El curso de Carlos del Río me ha descubierto que la escritura creativa puede cambiarte la vida, porque su aprendizaje es una práctica continua y emocionante; una especie de vicio que se convierte en aventura introspectiva, aunque nunca libre de esfuerzo.
   Carlos es un buen coach y, lo que es mejor, me ha enseñado a serlo de mí misma, dándome herramientas para ser más capaz y “crecer”. Su propia experiencia como escritor y su formación en técnicas de programación neurolingüística, me ha permitido un aprendizaje integrador de modo que, pensar y escribir historias, ya es posible. ¡Gracias, Carlos!
María Luz Quiroga (Santander)

El curso de escritura creativa que imparte Carlos del Río va más allá de la práctica exclusiva de ejercicios de técnica narrativa o de estilo, este escritor nos facilita el camino para descubrir y potenciar el factor humano, eso que hace que uno se sienta escritor y no un aficionado a la escritura. Aunque éramos un grupo heterogéneo, supo llevar nuestro itinerario individual y nunca me sentí censurado, al contrario, nos puso alas.
Gustavo Merino (Santander)

El curso de escritura de Carlos del Río, además de enseñarme técnicas para escribir, me ha servido para aprender que los sueños se pueden conseguir y que mientras estás trabajando para hacerlos realidad, puedes disfrutar de los pequeños logros que vas consiguiendo cada día. Lo que más me ha gustado es que Carlos en sus clases, ha combinado teoría, con ejercicios prácticos y técnicas de coaching y motivación. En definitiva, el curso me ha parecido muy ameno, educativo, y estimulante, tanto para mejorar en la escritura, como para lograr tus propósitos en la vida personal.
Pilar Lorenzo (Nestares)

Los seis meses del curso se me han pasado volando, demasiado rápidos, con un profesor bien preparado, que disfruta con las clases. Hemos tocado muchas cosas, combinando diversos métodos. Cada día nos sorprendía con algún enfoque distinto, haciéndolo todo más ameno. (Que conste que escribir no es árido).
   Ha combinado perfectamente la parte teórica con la práctica: ¡buff... la de relatos que he tenido que escribir, jajaja! Incluso ha hecho coaching. Ahora tengo herramientas que no conocía. Y muchos deberes pendientes: llegar a ser una escritora con una calidad aceptable. Da igual que publique o no, que mis obras sean más o menos conocidas, pero conseguiré hacer algo decente.
   Lástima que se haya acabado: echaré de menos sobre todo, la corrección de relatos. Conocer tus puntos fuertes y los débiles... el trabajar la gramática, las explicaciones tan claras y hasta los ejercicios tipo coach para conocerme.
Mercedes Rodríguez (Santander).

Para mí, ha sido importante, porque me ha hecho empezar y descubrir que puedo, algo que antes del comienzo del curso no cría posible, es la primera vez que tomaba contacto con esta actividad y gracias a tu paciencia y buen hacer, ha sido posible. Animo a otras personas que estén interesadas, que prueben, tu persona y tu experiencia ayuda mucho. Gracias sinceras.
Josefina Bedia (Santander)

¿A qué esperáis para apuntaros?

sábado, 9 de septiembre de 2017

The Silent Corner

Portada de The Silent Corner, de Dean Koontz
NOVELA
The Silent Corner
(EE.UU., 2017, 434 páginas)
Dean Koontz 

Dean Koontz acaba de comenzar una nueva serie de thrillers con Jane Hawke de protagonista, una joven viuda que abandona el FBI para descubrir por su cuenta qué le pasó realmente a su marido. Aunque de momento solo está disponible la primera parte, “The Silent Corner”, que debutó en el número 2 del New York Times y posiblemente adapten a una serie de televisión, Koontz, que es de tecla fácil, ya ha escrito dos novelas más, que saldrán a la venta en 2018, y está trabajando en la cuarta. He disfrutado muchísimo con esta novela. Seguiré con la serie.
            El marido de Jane Hawke se suicidó sin ningún motivo. Hawke, de 27 años y con un niño de 5, sabe que el FBI, donde trabaja, no le dará todas las respuestas, así que abandona su puesto y se pone a investigar por su cuenta, descubriendo varios suicidios como el de su marido a lo largo de todo Estados Unidos. A medida que se adentra en la investigación, más datos inquietantes descubre y más amenazada está su vida, pero ya no puede dar marcha atrás.
            Koontz, para tramar, se impone a sí mismo una limitación muy grande, y sale airoso. La esquina silenciosa a la que se refiere el título son las personas que en la actualidad se pueden mover libremente, sin que las rastreen, y usar internet. Jane Hawke es una de ellas, y para un thriller es una idea genial: la protagonista, que ha decidido ir por libre, tiene que evitar que la localicen, algo que me parece dificilísimo en el mundo actual, y utilizar internet para sacar información. De este modo, a Koontz no le queda más remedio que ser muy ingenioso para que Hawke pueda seguir con la investigación, y no den con ella.
            Parte del interés de esta novela es descubrir qué está pasando al tiempo que lo hace Jane; al principio todo es un misterio, pero a medida que Jane va hallando pistas y atando cabos, más pasmado te quedas, hasta que descubres qué sucede y te quedas petrificado. Muy revelador y gráfico es un vídeo con ratones que ve Jane en internet, que es cuando empiezas a entender qué sucede; muy inquietante una escena larguísima, tensísima y genial en un prostíbulo a mitad de novela; y muy desasosegador el plan maestro.
            El principio de la novela es trepidante. Sin apenas saber nada, Koontz te va desvelando el pasado de Jane y en la situación tal mala que se encuentra. Hay una escena muy turbadora con otra de las viudas que inexplicablemente ha perdido a su marido, y a continuación hay una gran escena de acción. Y después, por la página 60, hay una pequeña pausa para coger aire y saber un poco más del pasado de Jane. Aquí te mete un flashback muy imaginativo y aterrador de la primera amenaza que recibió si continuaba con la investigación.
            Jane sigue adelante, y hay un momento muy bueno, en el que visita a un hacker, y otro no tan bueno, por forzado. Koontz, buscando sorprender al lector, le tiende una trampa a Jane, de la que parece imposible que pueda salir. Funciona muy bien para subir la tensión, pero la resolución es completamente increíble, por cómo Jane sale adelante y la ayuda que consigue. Es peliculero y divertido, pero no verosímil.
            Al final de la segunda parte hay un momento muy bueno en el que Koontz alterna dos acciones, como si fuera un montaje paralelo cinematográfico. Por un lado, Jane con ayuda de un psiquiatra intenta averiguar qué escondían las desconcertantes notas de suicidio encontradas; y por otro, de forma muy visual, atisbas qué está pasando al ver que sucede con la mujer de un escritor y el escritor.
            A continuación, hay una pista un poco cogida con pinzas (un dato que aparece al final de muchos documentos impresos, y que por algún motivo hace sospechar a Jane), y luego, durante más de 100 páginas, se encadenan grandes escenas de tensión, con Jane descubriendo más y más datos desasosegantes, y con un antiguo compañero del FBI pisándola los talones. La subtrama del compañero irá evolucionando de forma muy imaginativa, para acabar de forma muy emocionante.
            Entonces, cuando la tensión está en su punto más alto, ya que sabes a qué se enfrenta Jane y que es prácticamente imposible vencerlo, ocurre otra de las pocas cosas que no me gustan de esta gran novela. Koontz, se saca un poco de la manga (está plantado, pero hay que abrir mucho la mano para creérselo) un ayudante que resulta que tiene buenos contactos y le dar armas y formas de transporte. El último tercio es muy espectacular y entretenido, pero la tensión se diluye porque ya sabes que con toda esa ayuda, Jane lo logrará: si estando sola la chica es un portento, ahora que está bien provista, esta tía vence al mismísimo Rambo.

domingo, 3 de septiembre de 2017

VIDA DE ESCRITOR: "LA AVENTURA DE SER ESCRITOR" YA ESTÁ AQUÍ

Portada de La aventura de ser escritor, de Carlos del RíoCuando comencé a escribir “La aventura de ser escritor” en diciembre, me puse de meta publicarlo en septiembre, incluso sabiendo que me exigiría muchísima documentación y estaba impartiendo un curso largo de escritura creativa. Me ha sobrado una semana.
El truco ha sido priorizar las tareas: no podía ponerme a organizar mi (muy caótico) armario, tenía que escribir; que dejaba de funcionar la impresora desde mi ordenador, pero funcionaba desde otro, daba igual y no me ponía a averiguar qué pasaba, tenía que escribir; que me apetecía leer libros de astronomía, no podía, tenía que leer libros para documentarme. Vida social bajo mínimos, porque tenía que escribir. No todo tiene la misma importancia, y para alcanzar tus metas es fundamental que reconozcas qué es lo prioritario, qué puede esperar, y qué debes sacrificar. ¿Ha merecido la pena? Pues sí.
Con cada libro que escribo, aprendo y crezco como persona, y en este caso me ha ayudado a clarificar mis objetivos en la vida, a ganar muchísima seguridad como escritor, y a saber que soy capaz de escribir un libro complejo en nueve meses. Espero que leerlo, y los ejercicios que contiene, también os ayuden a vosotros en vuestras carreras literarias.
            Muchas gracias a los escritores Pedro Pablo Picazo, Larry Brooks, Ana González Duque, Ana Bolox, Jaume Vicent, Mónica Gutiérrez Artero y David Olier por colaborar con grandes artículos en esta aventura.
            Y muchas gracias a los lectores por alzarlo al número 1 de Amazon el día de publicación.

TRES BLOQUES
"La aventura de ser escritor" tiene tres grandes bloques. En el primero desmonto el mito del talento. Aquí verás que todo se aprende y que todos los fueras de serie, de cualquier disciplina y época, lo fueron porque le dedicaron muchas horas a su especialidad. Y verás qué tienes que hacer para mejorar muchísimo como escritor hasta conseguir una calidad profesional.
En el segundo veremos la motivación, para que aprendas a motivarte a ti mismo. Encontrarás tu hábito de escritura, reconocerás tus motivos para escribir, superarás tus miedos para no sufrir el bloqueo del escritor, y sabrás cómo seguir adelante sin perder la ilusión, hasta que logres alcanzar tus sueños literarios.
Y en el último veremos el mundo editorial, para que conozcas de verdad las opciones de publicación que existen para ganar dinero y puedas seguir publicando toda tu vida. También sabrás cómo venderte como escritor, y qué actividades relacionadas con la escritura puedes realizar para aumentar tus ingresos.
A lo largo del libro verás las historias reales de decenas de escritores consagrados, que lucharon por sus sueños hasta lograrlos, y leerás siete artículos de escritores profesionales para que sepas cómo es una carrera literaria auténtica.

CONTENIDO
— Prólogo: Lo que nunca te han contado, por Pedro Pablo Picazo. Lo que nunca te han contado, porque no existen libros sobre ello, es la actitud que debes tener para ser escritor.
— Introducción: La carrera literaria. Conoce de verdad qué es una carrera literaria y cómo lograrla.
Portada de La Hermandad de la Sábana Santa, de Julia Navarro

— Capítulo 1: La diana del escritor. Descubre qué cosas son una pérdida de tiempo si quieres ser escritor, y cuáles te ayudarán a avanzar en tu carrera.
— Capítulo 2: Diez años para lograrlo. Sin prisa, pero sin pausa. Date diez años para establecerte como escritor, así evitarás errores por buscar la falacia del éxito instantáneo. Con varios ejemplos de escritores que lograron el éxito con más de 50 años: Julia Navarro, Raymond Chandler, Jose Saramago y José Luis Sampedro entre otros.
— Capítulo 3: La mentalidad de crecimiento. La mentalidad de crecimiento te hace lanzarte a por restos, para crecer más y más, mientras que la fija te limita; para ser escritor, es fundamental tener la de crecimiento. Al final de capítulo verás cómo pasar de una mentalidad fija a otra de crecimiento.
— Capítulo 4: ¿Talento? Ni Mozart nació componiendo ni Serena Williams dando raquetazos. Aquí verás cómo fueras de serie lograron sus grandes hazañas con mucho esfuerzo. Con la historia de Herta Müller y Zora Neale Hurston.
— Capítulo 5: Genios. Escribir pensando en la inmortalidad o en crear obras maestras es una pérdida de tiempo porque depende de la opinión de otros. Verás los casos de las hermanas Brontë y de los escritores adolescentes Mary Shelley, Jorge Amado, Raymond Radiguet, Susan E. Hinton, Christopher Paolini y Javier Marías, y comprobarás que de talento innato, nada de nada.
— Capítulo 6: Aprender con esfuerzo. La práctica deliberada, el estado de flujo y la mielina son fundamentales para aprender. Y echarle 10.000 horas a tu disciplina. Sabrás qué tienes que hacer para mejorar continuamente como escritor. Con ejemplos de Benjamin Franklin, John Keats, George Eliot y Marcel Proust.
Portada de Fahrenheit 451, de Ray Bradbury

— Capítulo 7: El hábito de escribir. Escribir es tu trabajo, y por lo tanto, necesitas una rutina diaria. Aquí verás cómo encajar la tuya en tu agenda actual. Sabrás cómo escribió Ray Bradbury “Fahrenheit 451” y J. K. Rowling “Harry Potter y las Reliquias de la Muerte”.
— Capítulo 8: Tus motivos para escribir. Una vez que sabes por qué escribes, encontrará el cómo hacerlo, y ya nada ni nadie te frenará. Después de un repaso a las necesidades humanas, aquí descubrirás por qué es importante para ti escribir.
— Capítulo 9: Las expectativas. Como decía Henry Ford, tanto si piensas que puedes como si no, tienes razón. Aprenderás a ser optimista y a seguir adelante incluso cuando dudes de ti mismo.
— Capítulo 10: Distorsiones de la realidad. Por cómo fuimos educados y nuestras vivencias vitales, todos llevamos unas gafas a través de las cuales interpretamos la realidad y que influyen en nuestro comportamiento. Si esas interpretaciones nos ayudan a avanzar, no hay problema; lo malo es cuando nos limitan. Identificarás las distorsiones más comunes y sabrás anularlas.
— Capítulo 11: Superando miedos. Se acabó el bloqueo del escritor. Identifica las causas de los miedos más comunes de los escritores, y aprende a superarlos. Con ejemplos de Rainbow Rowell, Jane Austen, John Grisham, Mary Higgins Clark, Frank Herbert, Jack London y Norman Mailer entre otros.
— Capítulo 12: Coaching para escritores. Ponte metas y vete logrando tus objetivos paso a paso. Revisita tu vida descubriendo un patrón vital que te indica que todo cuenta y el camino a seguir.
— Capítulo 13: La hora de la verdad. La escritura para ti, ¿es un hobby o una profesión? Si es lo segundo, tienes que tener en cuenta una serie de cuestiones para asegurarte que no te frustras ni te quemas.
Incluye “Empezar a vivir”, por Ana Bolox.
Portada de La saga de los longevos, de Eva García Sáenz de Urturi
— Capítulo 14: La época del best seller. Tras hacer un repaso a las últimas décadas del mundo editorial, verás en qué momento nos encontramos, donde la novela es la reina, y los best seller arrasan, pero donde te puedes hacer un hueco sin ser famoso. Incluye la historia de Hugh Howey.
— Capítulo 15: El mundo editorial. ¿Qué opciones tenemos para publicar y llegar a nuestros lectores? Aquí verás las únicas cuatro que yo recomiendo. Con ejemplos de Blanca Miosi, Eva García Sáenz de Urturi, Andy Weir y Laura Gallego.
Incluye “Un largo y extraño camino”, por Jaume Vicent.
— Capítulo 16: Sangre, sudor y palabras, por Larry Brooks. ¿Realmente quieres ser escritor? Pues lo tienes que demostrar trabajando duro y de forma inteligente. No valen excusas, no valen quejas.
— Capítulo 17: Malas ideas. Si quieres perder tiempo y dinero, y que acaben evitándote tus familiares y amigos por plasta, haz estas cosas para publicar libros.
— Capítulo 18: Tu presencia en internet. El escritor recluido pasó a la historia. Tanto si vas por editorial como si te autopublicas, tienes que promocionarte, y la forma más barata es teniendo una presencia en internet.
— Incluye “Invitación a tomar el té”, por Mónica Gutiérrez Artero.
— Capítulo 19: Cómo hacer contactos. Solo con trabajo duro no llegas lejos, tú no puedes hacer todo, tú no sabes todo; para eso necesitas a gente que te eche un cable. Aprende a hacer contactos y a conocer a otros escritores que te ayudarán en tu carrera, aunque estén en la otra punta del mundo.
— Incluye una entrevista a Ana González Duque.
Portada de Carrie, de Stephen King— Capítulo 20: Lucha hasta lograrlo. Aquí tienes tres modelos que te ayudarán a seguir adelante, y verás las historias de escritores consagrados a los que les costó mucho establecerse: Stephen King, Dan Brown, Matilde Asensi y Nicholas Sparks entre otros.
— Capítulo 21: Salto al vacío. El escritor actual deber ser un emprendedor. Aquí tienes ideas de actividades relacionadas con la escritura para conseguir más ingresos mientras tu carrera literaria despega. Con la historia de Dean Koontz.
Incluye “De ingeniero a escritor
De escritor a vivir de escribir”, por David Olier.
— Epílogo: El precio para tener una carrera literaria. Cinco puntos fundamentales que debes hacer toda tu vida, sin excusas, si quieres tener una carrera literaria. Con la historia de Dan Simmons.
— Bibliografía.
— Obras y personas citadas.
— Agradecimientos.
— Sobre el autor.
  
           Última fotografía: Joven estudiante mostrando tableta pc © Wavebreakmedia (Deposit Photos). Todos los derechos reservados. Empresario trabaja sobre una nube © alphaspirit (Deposit Photos). Todos los derechos reservados.

            Siguiente artículo: Domingo 1 de octubre
            Anterior artículo: Analizando "El príncipe de Egipto"
 
© 2006 - 2017. Textos de Carlos del Río. Todos los derechos reservados.
Los derechos de autor de los pósters y fotogramas de películas corresponden a sus correspodientes productoras o distribuidoras.
Los derechos de autor de las portadas y citas textuales de libros corresponden a sus correspodientes editoriales o autores.