¡BIENVENIDO AL RINCÓN DE CARLOS DEL RÍO!
Soy escritor y enseño a la gente a escribir novelas y cuentos. Aquí encontrarás un curso gratuito para aprender a escribir en la sección
Cómo escribir ficción, críticas de novelas y películas (desde 2015 sólo critico las obras que me han gustado mucho), y todo lo que aprendo a medida que escribo y vivo más y más. Disfruta tu visita, y espero verte a menudo por aquí.

viernes, 1 de abril de 2011

Piraña 3D [1]

Cartel original de Piraña 3D
Piranha 3D
(EE.UU., 2010, 88 min)
Dirección:
Alexandre Aja
Guión:
Pete Goldfinger
Josh Stolberg
Alexandre Aja
Grégory Lavasseur
Intérpretes:
Elizabeth Shue
Steven R. McQueen
Jessica Szohr
Adam Scott
Jerry O'Connell
Kelly Brook
Riley Steel
Richard Dreyfuss
Christopher Lloyd
Ving Rhames
Eli Roth
Dina Meyer
IMDb

Parece que Alexandre Aja se está especializando en remakes de películas de terror. Después de “Las colinas tienen ojos” (2006) y “Reflejos” (2008), ahora revisa “Piraña”. La original, de 1978, que nació a remolque del éxito de “Tiburón” (1975) y a la que copiaba descaradamente, dio lugar a una serie de carreras interesantes: Joe Dante (al que curiosamente Spielberg le produjo los films de gremlins), su director, y John Sayles, su guionista. “Piraña” fue un éxito y tuvo su secuela: “Piraña II: los vampiros del mar” (1981), que fue el debut de James Cameron. La película de Dante era floja, pero simpática; la de Cameron era rematadamente mala y no hacía presagiar a lo que llegaría a su director. (No es broma: las pirañas volaban.)
   De Alexandre Aja sólo he visto “Reflejos”, que visualmente era excepcional y tenía secuencias muy buenas, pero también un guión que no tenía ni pies ni cabeza. Me quedé con las ganas de más. Viendo su “Piraña”, puedo decir que la calidad de la película se acerca más al film de Cameron que al de Dante. Y se me han quitado las ganas de seguir la carrera de este director.
   Cada primavera, Lago Victoria se llena de turistas adolescentes con ganas de sol y sexo. Pero este año ha sucedido algo especial: un pescador (Richard Dreyfuss), sin darse cuenta, ha abierto un lago subterráneo y liberado un banco de pirañas prehistóricas asesinas. La sheriff del pueblo (Elizabeth Shue), tiene que hacer todo lo posible para evitar una catástrofe entre los turistas descerebrados y salvar a sus hijos.
   “Piraña” tiene elementos que están muy bien. Empezando por Elizabeth Shue, que es una gran actriz (y no sé por qué se metió en esta basura), pasando por el cameo de Richard Dreyfuss, o un montón de muertes muy sangrientas e imaginativas (hay que reconocer que Aja es muy retorcido). El cameo de Christopher Lloyd está bien, y el descubrimiento del lago subterráneo es de lo mejor de la película.
Elizabeth Shue en Piraña 3D
Elizabeth Shue
   Pero los guionistas tienen un morro como un piano. De acuerdo que no te puedes tomar en serio un film como “Piraña”, pero tiene que tener una trama más o menos coherente. Aja ha pensado que es una película para adolescentes con las hormonas revueltas, y sin ningún rubor (ni esfuerzo para justificarlo), mete kilómetros y kilómetros de carne desnuda. Juraría que es la primera vez que veo un primer plano de tetas en 3D. Supongo que le tengo que dar las gracias.
   El guión de “Piraña” tiene la misma complejidad que una película porno. Lo poco que tiene de evolución está copiado de “Tiburón” (esto ya lo daba por hecho); el resto es una trama muy endeble para meter desnudos. En el reparto, enseñando todos sus encantos, aparecen Kelly Brook, una modelo de “Playboy”, y Riley Steele, una estrella porno. No estamos hablando de actuaciones dignas de Oscar precisamente. Y como pasa con el porno, pues unos minutos son divertidos, pero 50 son un peñazo. Los 40 minutos restantes son sangre.
   En cuanto al 3D, tiene la misma calidad que el guión. Se nota que se rodó pensando en la conversión (no es de esas cutreces que se ruedan en 2D, y luego las pasan a 3D para recaudar más), pero qué resultados más desastrosos. “Alicia en el País de las Maravillas” pasó por el mismo proceso, pero me da que los productores se gastaron algo más de dinero. Hay planos generales desenfocados, los créditos iniciales dan dolor de cabeza porque no sabes dónde enfocar, y de vez en cuando hay elementos en primer término que emborronan lo que hay detrás (lo más grave es cuando una aparece una verja de mallas). Verlo para creerlo.
   Con 13 años me hubiera encantado esta película. El problema es que hace tiempo que dejé de tener esa edad.

1 comentario:

  1. Desde hacia muchos años no me hbaian dado tantas ganas como en esta mierda de salirme del cine

    ResponderEliminar

Mi rincón tiene un filtro. Opina libremente, pero si no sabes cumplir unas normas mínimas de educación, no superarás el filtro. Si no te gusta lo que escribo, la solución es muy sencilla: deja de leerme, porque no tengo intención de dejar de escribir.

© 2006 - 2017. Textos de Carlos del Río. Todos los derechos reservados.
Los derechos de autor de los pósters y fotogramas de películas corresponden a sus correspodientes productoras o distribuidoras.
Los derechos de autor de las portadas y citas textuales de libros corresponden a sus correspodientes editoriales o autores.