¡BIENVENIDO AL RINCÓN DE CARLOS DEL RÍO!
Soy escritor y enseño a la gente a escribir novelas y cuentos. Aquí encontrarás un curso gratuito para aprender a escribir en la sección
Cómo escribir ficción, críticas de novelas y películas (desde 2015 sólo critico las obras que me han gustado mucho), y todo lo que aprendo a medida que escribo y vivo más y más. Disfruta tu visita, y espero verte a menudo por aquí.

viernes, 24 de febrero de 2012

El gato con botas [6]

Poster de El gato con botasPuss in Boots
(EE.UU., 2011, 90 min)
Dirección:
Chris Miller
Guión:
Tom Wheeler
Will Davies
Brian Lynch
Intérpretes (v.o.):
Antonio Banderas
Salma Hayek
Zach Galifianakis
Billy Bob Thornton
Amy Sedaris
Guillermo del Toro
IMDb

La gallina (o la oca) de los huevos de oro para DreamWorks es el universo de Shrek. Después de explotar la franquicia del ogro verde en cuatro taquillazos, ahora han creado un spin-off con uno de los personajes, y les ha salido la jugada redonda. “El gato con botas” ha tenido críticas mucho mejores que los últimos Shreks, está nominada al Oscar a Mejor Película de Animación, y lleva recaudados casi 530 millones de dólares, lo que la convierte en la 11ª película más taquillera de 2011. Esa recaudación es relativamente baja comparada con los films de Shrek, que suelen rondar los 750 millones, ¿pero qué spin-off de una serie exprimida al máximo supera las 500 millones? Ninguno.
   “El gato con botas” cuenta la historia de ese personaje antes de conocer a Shrek. Gato es un duro forajido, que bebe leche, que un día tiene la posibilidad de robar unas habichuelas mágicas. Según la leyenda, las habichuelas hacen crecer una planta que llega al cielo, donde hay un castillo en el que vive la mítica oca de los huevos de oro. Gato quiere esas habichuelas. Una noche, cuando Gato intenta robarles las habichuelas a los asesinos Jack y Jill, un gato enmascarado le estropea los planes. Gato persigue al enmascarado, y tras un duelo de baile, descubre que es una bella gatita: Kitty Zarpas Suaves. Kitty tiene de compinche a Humpty Dumpty, un huevo que traicionó a Gato en el pasado. Gato, a regañadientes, hace las paces con Humpty, y los tres emprenden la búsqueda de las habichuelas mágicas.Fotograma de El gato con botas
   “El gato con botas” tiene una trama bastante mala, pero lo compensa con unas escenas de acción excelentes y una relación entre Gato y Kitty muy buena. En cuanto a la relación entre Gato y Humpty Dumpty, que es la columna vertebral de la película, es increíble lo sumamente retorcida que es y al mismo tiempo previsible y mal construida que está. No tiene sentido que haya tantas complicaciones ni que den pistas al espectador de lo que está pasando, porque eso mata la supuesta sorpresa que hay más adelante. Además, se podían haber trabajado un poco el papel de Gato en esa trama (algo así como que él era el único capaz de hacer algo para lograr las habichuelas, y por tanto imprescindible para esa trama, pero no). Y tiene un parón terrible nada más empezar, con un flashback eterno en el que lo único importante es que Humpty y Gato eran amigos que buscaban las habichuelas y vivían en un orfanato, que Humpty era inventor y que un día traicionó a Gato.
   Pero en cuanto la película se centra en otras cosas, es muy buena. Está llena de escenas muy imaginativas (siempre supe que las nubes por encima eran así), donde destacan las escenas de acción y un final muy bueno; tiene mucho humor (es genial la obsesión del brutote Jack por ser padre, y cómo Jill le da largas) y muchísimo encanto.

4 comentarios:

  1. Odioso? el dichoso huevo no encaja con el resto de los personajes, sin el huevo hubiera quedado todo mucho mejor ¿pero a quien se le ocurrio poner al huevo? no puedo con el...

    ResponderEliminar

Mi rincón tiene un filtro. Opina libremente, pero si no sabes cumplir unas normas mínimas de educación, no superarás el filtro. Si no te gusta lo que escribo, la solución es muy sencilla: deja de leerme, porque no tengo intención de dejar de escribir.

© 2006 - 2017. Textos de Carlos del Río. Todos los derechos reservados.
Los derechos de autor de los pósters y fotogramas de películas corresponden a sus correspodientes productoras o distribuidoras.
Los derechos de autor de las portadas y citas textuales de libros corresponden a sus correspodientes editoriales o autores.